“Haciendo realidad el sueño de Dios” – Testimonio Encuentro ACG

Compartir en redes:

Dicen que la Iglesia es una gran familia y la Acción Católica General es la mayor muestra de ello. Durante cuatro días, más de 750 personas, hemos disfrutado del Encuentro de Laicos en Ávila.

Además, ¡hemos celebrado nuestro décimo aniversario! Diez años al servicio de la Iglesia y de la sociedad.

He participado en el encuentro desde la Comisión de Logística. Vivir esta experiencia, como voluntaria, ha sido más maravilloso y gratificante de lo que podía imaginar. Han sido cuatro días en los que los tres sectores, adultos, jóvenes e infancia, hemos trabajado, a partir de dinámicas que nos han ayudado a Ver-Juzgar y Actuar, qué quiere el Señor de nosotros, a través de diferentes caminos: cultura, política, familia, y trabajo/instituto. Además, el sector de adultos también ha trabajado la importancia de la presencia pública.

Cada día ha sido especial, lleno de momentos donde Él se hacia presente en cada una de las personas que allí estábamos.

He podido descubrir cómo actúa Dios y la Acción Católica General en la vida de las personas. Cómo cada uno de nosotros puede cambiar su entorno y nuestra sociedad, solo siendo testimonios de su amor.

Pese a descansar poco, hemos vivido cada día con ilusión, con ganas de hacer realidad el sueño de Dios. Poder ver una sonrisa en mis compañeros, tener siempre un abrazo, la gratitud en las palabras y en el rostro de los asistentes, me ha reconfortado y me ha ayudado a no perder las fuerzas. He comprobado que si Dios está por medio, la paciencia, el amor, la ilusión y la disposición son más grandes. He encontrado en cada uno de ellos a “santos que transforman la historia, discípulos misioneros”.

Seis días en los que me he reencontrado con personas que hacen que me sienta orgullosa de pertenecer a la Iglesia, y a la Acción Católica General.

También en los que he podido reencontrarme conmigo misma y con Dios, queriendo compartir con todo mi entorno y con el mundo toda la alegría vivida, con ganas de que esta familia vaya creciendo y sea más grande.

¡Ahora; a realizar el sueño de Dios!

 

Rocío Muñoz Montes, 26 años.

Archidiócesis de Barcelona