Hogar Lerchundi, laicos por el mundo

Compartir en redes:

El Hogar Lerchundi nace en el año 1995 de una colaboración entre la diócesis de Tánger y la parroquia del Carmen, a través de uno de los matrimonios de los grupos de jóvenes que siente una llamada misionera a servir a estos niños y jóvenes sin familia. Hoy día es un Centro de día que ofrece apoyo escolar, educación en valores y tiempo libre. Asegura que los niños tengan a diario una alimentación adecuada, hábitos de higiene y asistencia sanitaria y apoya a sus familias, muchas madres solteras.

En el Carmen hablar de Tánger, es hablar del Hogar, es hablar entrega, de llamada, se servicio, con nombres propios: Salva, Gema, Pilar, Ismael, Rocío, Juande, Mª del Mar… laicos voluntarios que han dejado parte y años de sus vidas en el hogar para dirigirlo, y que han salido, muchos de ellos, de las paredes de nuestra parroquia.

Es hablar de Semana Santa, y de la experiencia misionera que hacen los jóvenes de nuestros grupos desde el año 1992. Es hablar de entrega, de testimonio, de vencer las dificultades, de sentirte profundamente hermano de los misioneros que allí anuncian cada día, sin palabras, el amor de Dios.

Hablar de esta experiencia misionera es hablar de Proclade Bética (ONG de Misioneros Claretianos), de trabajo y sintonía. De esfuerzo común de proyectos, de vínculo entre dos mundos, dos culturas, dos religiones, pero un mismo Dios.