Compartir en redes:

Los Heraldos del Evangelio ante la situación de precariedad económica por la que pasan muchas familias, en consecuencia de la Pandemia del COVID-19, han organizado la distribución —en coordinación con varios párrocos— de cestas o bolsas de alimentos de primera necesidad. Cada día que pasa, como consecuencia de este terrible pandemia del COVID-19, miles de familias carecen de lo más básico para sobrevivir. Por eso, los Heraldos del Evangelio han comenzado a recoger alimentos y así poder organizar la distribución de cestas básicas con comestibles no perecederos a los más necesitados. A día de hoy, en todo el mundo han distribuido más de 40 toneladas de alimentos. En España han empezado esta campaña de ayuda a los necesitados, ofreciendo cestas básicas, a mediados de mayo. Jesús nos dice en el evangelio: «Porque tuve hambre, y me disteis de comer (…) os digo; cuanto hicisteis a uno de estos hermanos míos más pequeños, a mí me lo hicisteis» (Mt. 25, 35-40) Es pues un deber de Caridad y de justicia ayudar a quien lo necesita.

En momentos de gran necesidad y de crisis, la caridad y la generosidad de España siempre ha sobresalido y ha sido motivo de admiración. Por eso muchas personas están colaborando con esa iniciativa de los Heraldos del Evangelio. Entre todos podemos aportar este pequeño granito de arena y aliviar el sufrimiento de tantas familias que carecen de lo más básico. Que Dios, por intermedio de la Virgen, nuestra Madre,  bendiga y recompense a todos los que participan de esta acto de caridad y solidaridad.

 

(Revista Ecclesia)

mattis neque. accumsan leo ut nec leo.